Vacuna Triple viral

Vacuna triple viral, vacuna triple vírica, vacuna contra la rubéola, vacuna contra las paperas, vacuna contra sarampión o paperas y rubéola (SPR) es una vacuna “3 en 1” que protege contra el sarampión, las paperas y la rubéola, todas ellas enfermedades potencialmente graves de la infancia.

QUIÉN DEBE RECIBIR ESTA VACUNA

La triple viral es una de las vacunas infantiles recomendadas y, generalmente, se exige mostrar la prueba de dicha vacuna para el ingreso a la escuela.

La primera dosis se aplica cuando el niño tiene de 12 a 15 meses. Para garantizar que el niño quede protegido apropiadamente, la vacuna no se debe aplicar demasiado temprano.

Se administra una segunda dosis de triple viral antes de ingresar a la escuela entre los 4 y 6 años, aunque se puede aplicar en cualquier momento posteriormente. En los Estados Unidos, algunos estados exigen una segunda triple viral antes de que el niño ingrese al jardín infantil.

Los adultos de 18 años o más, nacidos después de 1956, también deben recibir la triple viral si:

  • No están seguros de si recibieron o no la triple viral o cuándo.
  • Sólo se les había administrado una triple viral antes de ingresar a la escuela.
  • Se presume que los adultos nacidos durante o antes de 1956 son inmunes. Muchas personas en ese grupo de edad presentaron las enfermedades reales durante la niñez.
Usa nuestros canales para cotizar tu servicio medico
laboratorio clinico
| Direcciones : Carrera 60 #17 25, Montevideo-Bogotá
Cra. 48 #95-79, La Castellana - Bogota
| Telefono : 3016476111
| Correo : info@laboratorioclincoips.com

Las mujeres en edad de procrear que no hayan recibido la vacuna triple viral en el pasado deben hacerse un análisis de sangre para ver si están inmunes. Estar inmune significa que han tenido la enfermedad o han recibido la vacuna en el pasado y ahora están protegidas.

Si no están inmunes, deben recibir la vacuna triple viral. Las mujeres NO deben recibir esta vacuna si están embarazadas o planeando quedar en embarazo dentro de los próximos 1 a 3 meses, ya que esto puede causarle daño al bebé.

BENEFICIOS

Una triple viral protege a la gran mayoría de los individuos de contraer sarampión, paperas o rubéola a lo largo de sus vidas. Se recomienda la segunda vacuna para cubrir a las personas que puedan no haber recibido protección total de la primera dosis.

El sarampión es un virus que produce salpullido, tos, rinorrea, irritación ocular y fiebre en la mayoría de las personas; pero también puede conducir a neumonía, convulsiones, daño cerebral y la muerte en algunos casos.
El virus de las paperas produce fiebre, dolor de cabeza y adenopatía. También puede conducir a sordera, meningitis, inflamación de los testículos o los ovarios y la muerte en algunos casos.

La rubéola, conocida también como el sarampión alemán, por lo general es una enfermedad leve; sin embargo, puede producir anomalías congénitas graves en los hijos de mujeres que resultan infectadas durante el embarazo.

RIESGOS Y EFECTOS SECUNDARIOS

La mayoría de las personas que reciben la triple viral no presentan problemas a raíz de ésta. Otros pueden presentar problemas menores, como dolor y enrojecimiento en el sitio de la inyección o fiebres. Es infrecuente la presencia de problemas graves por recibir esta vacuna.

Los efectos secundarios leves o moderados son, entre otros:

  • Fiebre (1 de cada 6 niños)
  • Salpullido (1 de cada 20)
  • Adenopatía (poco común)
  • Convulsión (1 de cada 3,000)
  • Conteo de plaquetas bajo/sangrado (1 de cada 30,000)
  • Si se presenta una erupción cutánea sin otros síntomas, no es necesario ningún tratamiento y ésta debe desaparecer al cabo de varios días.

Entre los efectos secundarios graves se pueden mencionar:

  • Reacción alérgica (menos de 1 por millón)
  • Convulsión, daño cerebral, sordera prolongados (tan poco común que se cuestiona la asociación con la vacuna)
  • No existe ninguna evidencia que vincule a la vacuna triple viral con el desarrollo de autismo.
  • Los beneficios potenciales de recibir la vacuna triple viral superan ampliamente los posibles riesgos. El sarampión, las paperas y la rubéola son todas enfermedades muy graves y cada una puede presentar complicaciones que llevan a discapacidad de por vida o incluso la muerte. Por cada 1,000 niños que contraen sarampión, uno o dos morirá a raíz de esta enfermedad.

CONSIDERACIONES

Si el niño está enfermo de algo más grave que simplemente un resfriado, la vacunación se puede posponer. Infórmele a los médicos si su hijo tuvo algún problema con la primera dosis de la triple viral antes de programar la segunda dosis.

La triple viral no debe administrarse a personas que tengan:

  • Una alergia a la gelatina o al antibiótico neomicina lo suficientemente grave como para requerir tratamiento médico.
  • Un sistema inmunitario debilitado debido a ciertos cánceres, VIH, medicamentos esteroides, quimioterapia, radioterapia u otros medicamentos inmunodepresores.
  • Usted no debe recibir esta vacuna si está embarazada o si está planeando quedar en embarazo en los próximos tres meses.
  • Las personas que hayan recibido transfusiones u otros hemoderivados (incluso gammaglobulina) o quienes hayan presentado conteos de plaquetas bajos deben hablar con el médico acerca del momento adecuado para la aplicación de la triple viral.

LLAME AL MÉDICO SI:

  • No está seguro de si una persona debe recibir, evitar o posponer la vacuna triple viral.
  • Presenta síntomas moderados o graves después de recibir la vacuna.
  • Se presentan otros síntomas que no son efectos secundarios comunes de la vacuna triple viral.
  • Tiene otras dudas o inquietudes relacionadas con la vacuna.
  • Temas relacionados sobre Vacuna triple viral
  • Vacunación del niño
  • Paperas
  • Rubéola
  • Sarampión
  • Nombres alternativos
  • Vacuna triple vírica, Vacuna contra la rubéola, Vacuna contra las paperas, Vacuna contra sarampión, paperas y rubéola (SPR)

EL ABC VACUNA TRIPLE VÍRICA

¿cómo se transmite?

Es una enfermedad infecciosa muy contagiosa causada por un virus de la familia paramixovirus. Se transmite por la tos y los estornudos, el contacto personal íntimo o el contacto directo con secreciones nasales o faríngeas infectadas.

¿Cuáles son las manifestaciones clínicas?

Suele comenzar con fiebre alta, rinorrea (mucosidad nasal), tos, ojos llorosos y pequeñas manchas blancas en la cara interna de las mejillas. Luego de varios días, aparece un exantema (erupción de la piel) en la cara que luego se extiende hasta las manos y los pies. El exantema dura 5 o 6 días y luego desaparece. El intervalo entre la exposición al virus y la aparición del exantema es de 10 a 14 días. El mayor riesgo del sarampión son las complicaciones que puede ocasionar: ceguera, encefalitis (infección y edema cerebral), diarrea grave, infecciones del oído e infecciones respiratorias graves como neumonía.
Los casos graves son especialmente frecuentes en niños pequeños malnutridos, y sobre todo en los que no reciben aportes suficientes de vitamina A o cuyo sistema inmunitario se encuentra debilitado por el VIH/SIDA u otras enfermedades.

¿Cuáles son las poblaciones más vulnerables frente al sarampión?

Los niños pequeños no vacunados son quienes corren mayor riesgo de sufrir el sarampión y sus complicaciones, entre ellas la muerte. Las mujeres embarazadas sin vacunar también constituyen un importante grupo de riesgo. Sin embargo, cualquier persona que no esté inmunizada puede infectarse (es decir, aquella persona no haya sido vacunada y no haya sufrido la enfermedad anteriormente).

¿Cómo se previene?

Mediante la vacunación: vacuna Triple viral al año de vida y a los 6 años de edad.Todos los pre-adolescentes (a partir de los 11 años) y adultos que no tuvieran dos dosis de la vacuna, deben recibirla. Se trata de una vacuna a virus vivos atenuados por lo que se encuentra contraindicada en mujeres embarazadas y pacientes inmunosuprimidos.

La vacunación contra el sarampión ha reducido la mortalidad mundial por esta causa en un 79% entre 2000 y 2015. El sarampión puede producir epidemias que causan muchas muertes, especialmente entre los niños pequeños malnutridos. En países donde el sarampión ha sido prácticamente eliminado, los casos importados de otros países siguen siendo una importante fuente de infección. Recientemente se registraron muertes por sarampión en países desarrollados debido a la falta de vacunación.

¿Cuál es el tratamiento?

No existe tratamiento antiviral específico contra el sarampión.
Rubéola

¿Qué es y cómo se transmite?
Es una infección viral aguda que afecta sobre todo a niños y adultos jóvenes. En las mujeres embarazadas puede producir complicaciones graves (muerte fetal y defectos congénitos en forma de Síndrome de Rubéola congénita). Se transmite por gotitas de aire cuando las personas tosen o estornudan.

¿Cuáles son las manifestaciones clínicas?
Fiebre, exantema (erupción cutánea): comienza en cara y cuello y se propaga hacia los pies, náuseas y conjuntivitis leve. El signo más característico es la inflamación de los ganglios en el cuello y detrás de las orejas. El período más contagioso es de 1 a 5 días luego de aparecido el exantema. En los adultos puede haber artritis y dolores articulares.
Cuando la mujer embarazada adquiere el virus en el primer trimestre existe un 90% de probabilidad de transmisión al feto con alto riesgo de complicaciones que incluyen desde aborto espontáneo hasta defectos congénitos graves (Síndrome de Rubéola congénita).

¿Cómo se previene?
Mediante la vacunación: vacuna Triple viral al año de vida y a los 6 años de edad. Todos los pre-adolescentes (a partir de los 11 años) y adultos que no tuvieran dos dosis de la vacuna, deben recibirla. Se trata de una vacuna a virus vivos atenuados por lo que se encuentra contraindicada en mujeres embarazadas y pacientes inmunosuprimidos.

¿Cuál es el tratamiento?
No existe tratamiento antiviral específico contra el la rubéola.
Parotiditis o paperas

¿Qué es y cómo se transmite?
Es una enfermedad viral que se transmite a través de secreciones que se eliminan al hablar, toser o estornudar o por contacto directo con un objeto contaminado por las mismas. Suele afectar a niños entre 2 y 12 años que no hayan recibido la vacuna.

¿Cuáles son los síntomas?
El síntoma más frecuente y notable es la hinchazón facial provocada por la inflamación de las glándulas salivales. Puede ser muy doloroso. Otros síntomas que pueden observarse son: fiebre, dolor de cabeza, dolor muscular, cansancio y falta de apetito. En los adultos el cuadro puede ser más serio y tener complicaciones.

¿Cómo se previene?
Mediante la vacunación: vacuna Triple viral al año de vida y a los 6 años de edad. Todos los pre-adolescentes (a partir de los 11 años) y adultos que no tuvieran dos dosis de la vacuna, deben recibirla. Se trata de una vacuna a virus vivos atenuados por lo que se encuentra contraindicada en mujeres embarazadas y pacientes inmunosuprimidos.

¿Cuál es el tratamiento?
No existe tratamiento antiviral específico contra la parotiditis.

COTIZA AQUÍ LOS EXÁMENES MÉDICOS Y CUMPLE CON LAS ACTUALES NORMAS EN RELACIÓN AL PLAN ESTRATÉGICO DE SEGURIDAD VIAL

De igual forma señala que estas pruebas deben ser realizadas por personal que garantice idoneidad en cada campo, según la normatividad vigente en el tema. es muy  importante  poner  en practica la realizacion de estos examenes medico ocupacionales para conductores  y lograr asi evitar  sanciones 

Descargue normatividad en relación con el plan estratégico de seguridad vial
RESOLUCIÓN 1565 DE 2014 PLAN ESTRATÉGICO DE SEGURIDAD VIAL
RESOLUCIÓN 1565 DE 2014 PLAN ESTRATÉGICO DE SEGURIDAD VIAL

Encuentra aquí los mejores artículos relacionados con, exámenes médicos, exámenes médicos ocupacionales, exámenes médicos para conductores, salud ocupacional y todo lo relacionado con el Sistema Gestión Seguridad Salud Trabajo(SG-SST)